El ensayo de Carlos Collado Seidel “El telegrama que salvó a Franco”, publicado por Crítica, desvela el intercambio de mensajes telegráficos entre los gobiernos de Gran Bretaña y Estados Unidos sobre la estrategia política a seguir en relación con el régimen dictatorial de Franco en España, a finales de la Segunda Guerra Mundial. Churchill era partidario de una política contemporizadora con un país oficialmente neutral, mientras que Roosevelt era más partidario de una política dura con la dictadura española.

En abril de 1944, Churchill escribió un telegrama a su aliado Roosevelt, que no se envió, en el que aceptaba la estrategia, defendida por los americanos, de intransigencia con el régimen de Franco.

 

El mensaje que desvela el historiador Carlos Collado en su ensayo tenía el siguiente texto:

“Ruego pues que se me permita retirarme de este asunto. Ha quedado claro que no me queda nada por hacer. Ponemos la dirección de la política y la responsabilidad al respecto en sus manos. Haremos desde luego todo lo posible para apoyar una política que sin embargo no entendemos; pero no la criticaremos a no ser que nos veamos forzados a defendernos”.

En estas circunstancias, el embajador británico en Washington envió un telegrama urgente a Churchill, informándo de que los Estados Unidos cambiaban su estrategia respecto a Franco y aceptaban la política británica, moderada con el dictador.

El telegrama de Churchill podría haber cambiado la historia si los dos aliados en esta Gran Guerra, Gran Bretaña y los Estados Unidos, se hubieran propuesto desbancar a Franco en España.

Fuente: www.huffingtonpost.es